domingo, 12 de enero de 2014

Alec Soth



Nacido en Mineápolis, en el estado de Minnesota , en 1969, Alec Soth ha sido comparado con fotógrafos como Walker Evans, Robert Frank o Stephen Shore. De todos ellos si yo tuviera que asimilarle a alguno creo que me quedaría con el último y tal vez también le situaría en la línea de Joel Sternfeld, aunque ya se sabe que las comparaciones son sino odiosas desde luego si algo totalmente subjetivo.

Quizás el hecho de que la ciudad en la que vive corra paralela al rio Misisipi haya sido una pieza clave para que le proporcionara la inspiración de sus primeros trabajos. Igual que un moderno Huckleberry Finn, Soth recorre los caminos del medio oeste americano recogiendo paisajes y retratos a primera vista anodinos, pero que en el fondo nos muestran sino una crítica social al menos si una pequeña historia de los habitantes de esa parte del país. 

En su reportaje “Niagara”, por ejemplo, podemos ver a través de sus imágenes de moteles, parejas recién casadas, boxeadores noveles o cartas de jóvenes amantes, una cierta mirada de desencanto con un fondo que podría ser idílico pero que a tenor de sus expresiones no lo parece. 

Hay algo en su trabajo que nos produce un cierto desasosiego. Desde sus primeras fotografías agrupadas bajo el epígrafe “Sleeping by the Mississipp” un viaje de cuatro años por las carreteras de la región, donde al parecer de algunos se plantea el tema de la libertad, erigida como un ideal sin límites, algo que a mí me cuesta reconocer, hasta “The last day of W”, o “Broken Manual”, asistimos como meros espectadores que somos al desarrollo de un trabajo llevado a cabo con gran meticulosidad, en donde están latentes sentimientos íntimos de los fotografiados, como la soledad y el desarraigo, y una cierta decadencia de las zonas en las que habitan sus personajes. Lugares que en el pasado fueron importantes centros agrícolas y de actividad maderera y que hoy en día han dejado de serlo. 

El trabajo de Alec Soth está presente en importantes colecciones públicas y privadas, incluyendo algunos de los museos más importantes de EEUU, tales como el de Arte Moderno de San Francisco o el de Bellas Artes de Houston. En el año 2004 Soth se convirtió en candidato de la Agencia Magnum y desde el 2008 es miembro de pleno derecho. 

También en el 2008 crea su propia editorial: Little Brown Mushroom, dedicada a publicar foto-libros en ediciones limitadas. 

Aunque la mayoría de sus trabajos han sido realizados en solitario, también ha contribuido a algunos proyectos con otros fotógrafos, como es el caso de “Post Cards From América”, en donde un grupo de miembros de Magnum formado por él, Susan Meiselas, Jim Golberg, Paolo Pellegrin y Mikhael Subotzky, Bruce Gilden o Martin Parr, entre otros, se han estado reuniendo a lo largo de 18 meses en distintos lugares de toda América para experimentar con la idea de trabajar en colaboración. El equipo formado por ellos ha viajado a Utah, Rochester, Nueva York y Florida y cada uno de estos encuentros ha supuesto un reto diferente, con una estructura diferente y por supuesto con puntos de vista muy distintos.  








http://alecsoth.com/photography/

http://postcardsfromamerica.tumblr.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario